Return to list post new topic
print

Por una ventana abierta

Por una ventana abierta

Ella reaccionó acercando su boca al preservativo, lo sujeto con sus labios y empezó a bajarlo, los primeros centímetros fueron fáciles, hasta llegar a unos cinco más o menos no tuvo dificultad ayudándose de la lengua para estirarlo a partir de ahí solo podía utilizar los labios y empezó a colocarlo a base de empujones subiendo para coger aire y bajando en cada intento un poco más, su violador la miraba con cara de satisfacción viendo cómo se atragantaba en su intento de llegar más abajo en cada empujón, estuvo un par de minutos hasta que consiguió colocárselo por debajo de la mitad del pene, levanto la cabeza y se limpió la boca, puso sus manos en la tripa de su violador y fue acercando poquito a poco su coñito a la erecta poya de su violador, hasta que su clítoris topo con ella, subió un poco más hasta dejarla a la entrada de su vagina y poco a poco comenzó a introducir el glande.

Su violador trato de metérsela de golpe pero ella al estar apoyada en su tripa lo freno. Cuando logro introducirse en glande empezó un movimiento de subí y baja en el cual cada vez que bajaba se lo introducía un poco más hasta que llego a la mitad más o menos que paro para coger aire. De pronto se dejó caer metiéndosela hasta el fondo y soltando un gemido reprimido, estuvo unos instantes acomodando tal aparato en su ser, tras lo cual empezó a cabalgar suavemente sobe su violador, a la vez que se reclinaba hacia adelante liberando de sus manos la tripa de su violador lo que este aprovecho para recuperar su movilidad y empezar a subir y bajar sus caderas cada vez con más energía hasta el punto de llegar a chocar sus pelotas contra el culo de mi novia en cada embestida, ella empezó a gemir y a jadear al ritmo de los movimientos de su capturado. Se podría decir que era la primera vez en toda la noche que ella no llevaba la iniciativa, solo se dejaba hacer y disfrutaba del momento.

La verdad que la visión de mi novia penetrada una y otra vez ferozmente, acompañada del bamboleo de sus tetas y sus gemidos y jadeos hizo que me empalmase y no fui el único ya que el otro secuestrador que estaba junto a mi le paso lo mismo. Lo cual no pasó desapercibido para ninguno de los dos.

El me empezó a decir que suerte tienes con una puta tan caliente junto a ti, debe ser una fiera en la cama, aunque parece que le hacía falta un buen polvo, ese coñito tiene que estar muy desatendido.

Y siguió diciéndome cosas por el estilo, viendo que a mí todo ello me enfurecía y enrabietaba,

Nuestra conversación fue interrumpida por los gemidos de mi novia que se intensificaron y amentaron de volumen más parecían gritos, de repente arqueo la espalda y se aferró a las sabanas, y entre gritos de placer llego a un orgasmo de los que hacía tiempo no la veía tener, que intensidad le temblaba todo el cuerpo y sus pezones se habían hinchado y erizado de una manera brutal, su orgasmo había hecho que su violador parase de moverse para disfrutar de tan maño acontecimiento.

El atracador que estaba junto a mí no perdió la ocasión de captarse y burlarse de mí, alabando la follada de su compañero, el placer de meterla en el chochito de mi novia y cosas así.

Cosa que me enfureció de tal modo que le espete sin pensarlo. Si ríete mucho pero hay alguno que se ha conformado con una mamada y se va a quedar con las ganas de haberla metido.

El cambio su cara de repente, dándose cuenta de la situación y de cómo había caído en la trampa de mi novia, pero reacciono pronto diciéndome ahora cuando termine mi compañero ya la daré yo otro repaso a lo que le conteste que en el trato que habíamos hecho no entraba la posibilidad de dejarla embarazada y que si no recordaba mal no había más preservativos.

Él se dirijo a la cama yo creí que era para buscar otro preservativo pero en cambio lo que hizo fue pedir a su compañero que sujetase a mi novia, cosa que no le fue difícil porque ella descansaba en su pecho después del orgasmo, mientras volvía lentamente a ser penetrada. Abrazándola la dejo totalmente inmovilizada con su culo en pompa, hacia él se dirigió el segundo atracador que restregando su poya por el culo de mi novia recogiendo parte del flujo que salía del coño de mi novia por su anterior orgasmo empezó a penetrar lentamente el ano de esta, que pedía entre gemidos que no lo hiciese. Agarrándose de sus caderas para ayudarse a empujar y acompañando el ritmo de las embestidas del otro atracado fue metiéndosela poco a poco, entre gritos de dolor y placer hasta conseguir que sus pelotas toparan con el culo de mi novia. Una vez conseguido empezaron un ritmo frenético de mete saca, coordinándose para cuando uno entraba hasta el fondo el otro estuviera saliendo.

Estuvieron así unos incansables cinco minutos donde se mezclaban los gemidos de los tres, con el golpe de la carne al golpear una con otra, de repente mi novia empezó a gemir mas fuerte prácticamente gritaba, me voy me voy, y de una pequeña convulsión llego su segundo orgasmo que sin ser tan intenso como el primero hizo que el secuestrador que la estaba follando su chochito se viniera también entre gritos y temblores.

Después de esto pararon unos segundos a coger aire los dos y se levantaron de la cama. Hicieron que mi novia se pusiera a cuatro patas mirándome hacia mí. Y el segundo secuestrador la volvió a penetrar analmente, esta vez de una manera brutal. De un solo golpe se la metió y empezó unas fuertes embestidas que hacían que los pechos de mi novia fuesen de un lado para otro, el los sujetaba y apretaba de repente le dijo a mi novia.

videos porno gay
videos sexo gratis
cornudos
cam sexo
guarras
porno mexicano
videos putas
videos de trans
videos hentai gratis
videos de incesto
pilladas
videos de torbe
comics porno
videos de lesbianas
relatos eroticos
fotos porno

TOP

Return to list